Archivo de la etiqueta: educacion

Practicar la llamada con tu perro

Una de las órdenes más importantes que debe aprender tu perro, es, sin duda alguna, la llamada. Mediante esta cómoda orden, podremos prevenir que nuestro perro se encuentre ante determinados peligros, y podremos, también, soltarlo en cualquier lugar con la certeza de que no nos resultará complicado recuperarlo.

Para practicar la llamada, lo primero que debemos hacer es estar con él en un lugar cerrado y tranquilo, y tener una buena cantidad de trocitos de salchicha con los que premiarle cuando haga lo que deseamos.

Estando en dicho lugar tranquilo, dejaremos que nuestro perro haga lo que desee, y, cuando se haya separado lo suficiente de nosotros, utilizaremos la orden de llamada, que bien puede ser “Aquí”, o “Ven”, o cualquier otra que se parezca. Es importante que la orden sea siempre la misma.

practicar la llamada
Si el perro no viene, no repetiremos la llamada y lo ignoraremos. Esperaremos unos minutos, y volveremos a repetir. Es importante no castigar que no venga, dado que, como todavía no sabe cómo debe actuar ante esa orden, penalizarlo por no cumplirla sería contraproducente. Simplemente esperamos hasta que, por fin, venga. Cuando lo haga, lo premiaremos con salchicha, jugaremos con él, y nos mostraremos muy contentos, de forma que el perro relacione la orden, con la acción de venir con nosotros, y con el juego y la comida.

Poco a poco, a medida que vayamos repitiendo la operación, el perro reaccionará más rápidamente a nuestra llamada. Cuando estemos seguros de que siempre obedece la orden, podemos proceder a aumentar la dificultad, practicando en sitios con más distracciones, pero igualmente cerrados.

Cuando obedezca tanto en lugares sin distracciones, como en lugares donde hay distracciones, podremos empezar a practicar en la calle. Una opción interesante, si tenemos posibilidad, es, antes de practicar en la calle, practicar en un sitio cerrado, pero con otro perro atado en el otro extremo de donde estamos, de forma que, para cumplir nuestra orden, tenga que dejar de jugar con el otro can. Esto, sin duda, nos garantiza que nuestro perro obedecerá en cualquier momento.

La importancia de la sociabilización del perro

Los perros son animales que, naturalmente, viven en manada. Las normas de comportamiento que tienen entre sí, se encargan ellos mismos de explicarlas a los nuevos cachorros. El significado de la posición del rabo o las orejas, del gruñido, de la posición del cuerpo, etc. son cuestiones que los cachorros aprenden a base de ensayo y error al tratar con otros perros adultos.

Es por ello que una correcta sociabilización es, quizá, lo más importante que debemos llevar a cabo al adquirir un perro. Si no la realizamos, nuestro perro puede crecer sin comprender adecuadamente las normas de convivencia que los propios canes llevan utilizando desde hace miles de años, y puede ser fuente de conflictos al entender erróneamente la señal que uno mande.

La importancia de la socialización del perroPor otro lado, la sociabilización de los perros es vital para que los canes sepan cómo deben relacionarse con el otro género. Por ejemplo, es frecuente que las perras que se crían solas y con poco contacto con otros perros, asuman un rol más dominante y “masculinizado”, lo que puede acarrear serios problemas a la hora de relacionarlas con otros perros, ya que querrán marcar su superioridad frente a éstos, y se pueden generar conflictos.

Por último, es importante para aquellos perros cuya raza es especialmente fuerte y dominante, ya que el juego con otros perros les ayudará a comprender que los límites físicos que ellos aceptan, pueden ser excesivos para otras razas de menor tamaño. Además, les servirá para moderar su instinto dominante, al comprender que a los perros adultos hay que respetarlos, y, al crecer junto a otros perros, comprenderán que no todos son necesariamente enemigos.

Así que, si estás pensando en adquirir un perro, te recomiendo encarecidamente que comiences con su sociabilización tan pronto como llegue a tu casa. Será mejor para ti, para él, y para el resto de perros.

Cómo presentar a dos perros

Presentar a dos perros que no se conocen es uno de los mayores problemas que tienen los dueños de perros. Todo el mundo desea que su perro se relacione con otros y pueda jugar y divertirse en compañía de amigos de su misma especie, pero, en no pocas ocasiones, a la hora de presentarlos se encuentran con situaciones difíciles, que pueden llevar, incluso, a peleas. En este breve artículo explicaré cómo deben presentarse dos perros que no se conocen.

En primer lugar, no es conveniente acercarlos directamente o soltarlos para que se conozcan. En estas situaciones, ambos perros están muy nerviosos al ver al otro, y ese nerviosismo puede traducirse en conflicto. Lo mejor, es que los dueños paseen junto a sus perros, de forma que éstos entiendan que los cuatro pueden llevarse bien y caminar sin tensiones. Además, el paseo relaja a los perros, y refuerza nuestra situación de dominancia, con lo que ambos se encontrarán más calmados y sumisos.

Una vez hayamos paseado con ellos, es momento de acercarlos. No es recomendable hacerlo con la correa puesta, aunque muchos piensen que, de esta forma, podrán separarlos si hubiese una pelea. Lo cierto es que la tensión de la correa puede ser la que genere el conflicto. La mejor opción es soltarlos y dejar que se huelan, estando cerca por si se peleasen, poder separarlos, pero dándoles margen a que se conozcan.

cómo presentar a dos perros
No debemos intervenir si uno de los dos perros trata de marcar su superioridad sobre el otro. Es algo normal entre los perros, y es muy probable que uno adopte un rol dominante y otro un rol sumiso, y, una vez marcado, puedan empezar a jugar. Sin embargo, si ambos son dominantes, sí puede generarse un conflicto, y hay que estar preparados para actuar si esto sucediera.