Cómo marcar tu autoridad sobre un perro

En las sociedades actuales, el perro cada vez tiene un estatus más reconocido como miembro de la familia que como animal de trabajo (a diferencia de lo que sucedía en el pasado). Sin duda, esto es algo positivo, pero cuando se trata a un perro como a un humano en lugar de recordarle que es un perro, puede perdernos el respeto y generarnos problemas. Este breve artículo es para daros algunos consejos sobre cómo marcar la superioridad frente a tu perro.

En primer lugar, hay que tratar al perro bajo la premisa de “te quiero mucho, pero mejor que no lo sepas”, ya que un perro tiene en sus genes una forma de convivencia fuertemente marcada por la jerarquía. Si nos mostramos débiles ante él, tratará de ocupar los puestos de dominancia en la manada (es decir, en la familia).

Cómo marcar tu autoridad sobre un perroPor esta razón, hemos de tratar al perro con cariño y dedicación, pero también con disciplina y autoridad, y relegándolo siempre a los últimos puestos en la familia. Acciones tan sencillas como no permitirle comer hasta que lo hayamos hecho nosotros, hacerlo esperar antes de beber agua, no permitirle dormir en determinados lugares, etc. son acciones que nos permiten explicar al perro su posición en la jerarquía.

El problema es que mucha gente no se detiene a llevar a cabo estas acciones, y son altamente permisivos con sus perros. No es extraño, por ejemplo, que haya perros que muerden a sus dueños si éstos intentan retirarles el plato de la comida. Esto no debería suceder bajo ningún concepto: el perro debe agradecer que le permitas comer. Para que tu perro te respete, debe aceptar que tú eres poco menos que Dios para él, y así debe tratarte.

Así que, si quieres una convivencia feliz y pacífica con tu perro, te recomiendo que trabajes continuamente tu relación con él, recordándole en todo momento que su posición está por debajo de ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *